Pocket!Review Angry Birds

Inauguramos nueva sección que ya tardaba en abrirse. Pocket!Review, una sección pensada para los móviles, esos pequeños bastardos que cada vez más están entrando en el sector videojueguil sin vaselina alguna. No tratará de el dispositivo móvil en cuestión, sino de sus aplicacacion para videojuegos. Y como si fuera un tributo, lo inaguraremos con Angry Birds, sencillo juego de puzles cuyo impacto ha saltado del movil a las videoconsolas en cuestión de pocos meses. Su valoración e impresiones a cargo de Expada

.

Comentarios

Que los juegos para móviles han llegado para quedarse, está claro, plataformas como Android o Apple Store han abierto la puerta para desarrolladores con escasos recursos y buenas ideas, o empresas pequeñas que intentan abrirse camino. Es cierto que es un mercado que ha necesitado un tiempo de adaptación y que al principio era difícil encontrar títulos que mereciese la pena, bien porque eran de muy baja calidad, o bien porque eran juegos adaptados de portátiles con los consiguientes problemas de control y jugabilidad en un teléfono móvil. Además de estos dos problemas yo añadiría otro, un músico lo llamaría el tempo, es decir un móvil no es una consola portátil, ni desde luego una consola de sobremesa, has de poder jugar desde 5 minutos mientras esperas al autobús, hasta el tiempo que quieras antes de que los ojos se te caigan al suelo y el cuello te duela, además has de poder levantar la vista en cualquier momento sin problemas, pero a la vez el juego ha de ser adictivo, todos éstos requisitos los tiene el juego del que os quiero hablar hoy. Angry Birds se ha convertido en todo un fenómeno, aplicación mas descargada de 2010 en la Apple Store, legiones de seguidores, se esperan mas de !100 millones de descargas para 2011¡, incluso ya hay conversaciones para una serie de dibujos animados, y la empresa creadora del juego, un pequeño estudio finlandés llamado Rovio, en su web ya tiene todo tipo de merchandaising de estos simpáticos personajes. Pero hay mas, el éxito del juego ha sido tal, que Rovío tiene proyectos para revolucionar el mundo de los pagos online a través del móvil, quiere integrarlos en la misma factura telefonica…., de momento su primer paso tras el éxito de Angry Birds ha sido espectacular haber “fichado” a Petri Järvilehto co-fundador de Remedy creadora de juegos como Alan Wake, ahí es nada. ¿Y cómo es Angry Birds? Divertido, adictivo y desafiante y los tres calificativos en abundancia, es un juego que yo llamo “Harsual” (Dícese del juego con una mecánica extremadamente simple, pero con unos objetivos extremadamente complejos)  porque desde luego de casual tiene su casi absurdamente fácil mecánica de juego: tienes un tirachinas y unos pájaros, y tienes que lanzar esos pájaros contra unos malvados cerditos que nos han robado los huevos (a los pájaros, se entiende), eso es, no hay más, tan fácil de aprender que un señor de 50 años que en su vida a tocado un videojuego puede jugar desde el minuto uno. Pero, !ay amigo¡, luego está su parte “Hard”, en primer lugar los cerditos está protegidos por construcciones que pueden estar hechas de madera, cristal, piedra, etc, cada material con su propia resistencia y su propia física para caerse y romperse, ademas cada estructura defensiva es diferente y a medida que vas pasando niveles, mas compleja. Tampoco los cerditos son todos iguales, los hay normales, grandes, con casco, con bigote..:), las pantallas se pasan si consigues acabar con todos los cerditos, bien sea golpeándolos directamente con un pájaro, o bien haciendo que se les caiga el edificio encima, os aseguro que hay carambolas realmente espectaculares que os harán soltar un !wow¡ de vez en cuando. Algunas construcciones son realmente intricadas y encima el juego nos limita el número de pájaros y el orden. Y digo el orden porque no todos los pájaros son iguales, a saber: Tenemos el rojo, que es el pájaro estándar, el rojo grandote, más grande y pesado, el amarillo que aumenta su velocidad si tocas la pantalla despues de lanzarlo, el blanco que suelta huevos explosivos, el negro que explota como una bomba, el azul que se divide en tres, y el verde que vuelve como un bumeráng, y si todo ésto falla tenemos la Gran águila que nos ayudará pasar una pantalla que se nos atragante y que invocarla cuesta 0,79 cts, curioso, :) .   El juego te elige el número de pájaros y el orden en que serán lanzados, te las tienes que ingeniar para observar la estructura que quieres derrumbar y buscar sus puntos débiles para hacer que se derrumbe entera, porque el juego también puntúa tu capacidad destructiva, cuanto más destruyas mas puntos harás y mejor record de puntos y de estrellas tendrás, ahí teneis mis records en el nivel 4, escenario 5. (uno de mis mejores ::) El juego es grande, teneis para unas cuantas horas, para que os hagais una idea sólo el primer nivel tiene 63 escenarios, y hay 5 niveles… además siempre podrás volver a cualquier escenario que hayas hecho para conseguir las ansiadas tres estrellas.. No me detendré mucho en su apartado técnico, todas las imagenes que estáis viendo son capturas de mi iphone, es lo que véis, una paleta de colores básicos y un dibujo muy simple, casi “naif” le dan al juego su propia personalidad, en cuanto al apartado sonoro, es más simple aún, quizá demasiado, los personajes emiten gruñidos, lamentos y risas, poco más, algún pequeño sonido de ambiente, y el ruido de las construcciones derrumbándose, sólo escucharemos una melodía (muy simple) en la pantalla de inicio.. En resumen, este juego nos hará vivir la extraña fascinación que sentimos al ver derribarse un edificio, o al retirar una carta de un castillo de naipes sólo para ver cómo se cae:) Conclusión: ¿Por 80 cts en la Apple store? NI TE LO PIENSES, os aseguro que tendreis vuestro juego de cabecera en el móvil.